Los riñones son unos órganos que al igual que el hígado, se encargan de la desintoxicación y depuración de nuestro organismo. Y en el caso particular de los riñones, son uno de los principales  filtros de nuestra sangre, los cuales la depuran reteniendo lo que nuestro organismo sí puede aprovechar y eliminando a través de la orina lo que en realidad lo necesita.

Además de depurar la sangre y filtrarla regulan la homeostasis del organismo, secretan hormonas, regulan la presión arterial y participan en la reabsorción de electrolitos.

Por eso es útil desintoxicar los riñones, y más con jugos naturales que sean especialmente recomendados para los riñones.
Si últimamente estás experimentando los siguientes síntomas sería bueno que desintoxicases tus riñones:
  • Estás todo el día cansado o fatigado aunque duermas muchas horas.
  • Sientes dolor en la espalda baja tras comer ciertos alimentos.
  • Tu mal humor es una constante.
  • Experimentas desequilibrios hormonales.
  • Tienes problemas dérmicos como, por ejemplo, erupciones cutáneas, acné o eccemas.
  • Aumentas mucho de peso sin razón o tu vientre está demasiado hinchado.
  • Has padecido cálculos renales en el pasado.
  • Sufres de incontinencia urinaria, sueles sufrir infecciones de orina o problemas de vejiga.

Jugo de zanahorias y apio

Una opción saludable no solo muy útil a la hora de cuidar los riñones de manera totalmente natural, especialmente adecuada en caso de piedras en el riñón porque el apio ayuda a deshacer y eliminar los cálculos renales.
Ingredientes necesarios:
  • 2 zanahorias grandes
  • 3 tallos de apio
Preparación:
Lava bien tanto las zanahorias como los tallos del apio. Pela las zanahorias y córtalas en rodajas. Corta en trocitos el apio. Pon todos los ingredientes en la licuadora y licúalo todo bien. Luego sirve y bebe.

Jugo de pepino y perejil

Al igual que el apio es adecuado para las piedras en el riñón, el perejil se convierte en otro alimento muy útil en caso de cálculos renales. Por otro lado, el pepino es un alimento muy depurativo y diurético, que ayuda a la hora de prevenir o reducir la retención de líquidos.
Ingredientes necesarios:
  • 1/4 de pepino
  • 50 gr. de perejil
Preparación:
Lava bien el pepino y el ramito de perejil. Corta el perejil en rodajas y el perejil en trocitos pequeños. Ponlo todo en el vaso de la licuadora y licúa todo bien.

Jugo de fresas y piña

Mientras que la piña es una fruta ideal para los riñones por su riqueza en potasio (un mineral indispensable para su buen funcionamiento y salud), las fresas son aconsejadas porque ayudan a eliminar las piedras renales.
Ingredientes necesarios:
  • 180 gr. de fresas
  • 2 rodajas grandes de piña
Preparación:
Lava bien las fresas. Corta dos rodajas grandes de piña, y con cuidado retira la piel (que puedes reservar para elaborar una infusión depurativa con cola de caballo). Corta las fresas retirando sus hojas, y corta en trozos la piña. Ponlo todo en el vaso de la licuadora, licúalo todo, sirve y bebe.
Compartir